Deja un comentario

Mesa de Ecología 13 de noviembre del 2011

Se planteó la cuestión: ¿Cómo combatir al cambio climático dados los intereses de los dueños del dinero, los industriales y capitalistas?
El llamado “capitalismo verde” está sólo para lucrar con el cambio climático.
La crisis insalvable en que se encuentra el planeta tierra obedece a la inminente crisis del capitalismo y a la crisis de recursos naturales que éste generó. Ya no hay tiempo suficiente para revertir la situación.
Se habló del dilema del desarrollo, que éste no es tal si no hay recursos para sustentarlo.
La ciudad es un ecosistema en el que estamos inmersos, y como tal, funciona al igual que otro.
Se explicó el proceso de calentamiento global, el efecto invernadero, los principales gases que lo provocan, qué tanto afectan, etc. Se habló de los incrementos de partículas de carbono a través de historia y se recalcó que la economía estaba basada en combustibles fósiles.
Se planteó otra cuestión: ¿Qué tanto contribuyen las acciones domésticas# a la disminución del cambio climáticas? ¿Funcionan en sumatoria?
La Responsabilidad Social Empresarial ha dejado de lado lo social para concentrarse en lo ecológico. Se concentran en impulsar las acciones domésticas para transferir su responsabilidad a los consumidores (“Tú tienes la culpa”).  Se habló de lo ridículo que resulta concentrarse en las acciones domésticas sin ponerse en contra del modo de producción imperante, el verdadero contaminador. Se esbozan las propuestas para un proceso social global de resistencia.
Se dijo que el planeta tierra es un ser vivo.
Se habló del  inminente aumento de 2° C en la temperatura y las catástrofes que esto causaría, tanto en cifras conservadoras como catastrofistas.
Las soluciones se están enfocando en la adaptación al cambio climático.
Una tercera cuestión: ¿Quiénes sufren las consecuencias del cambio climático? Las minorías. Los países pobres sufren las consecuencias de la contaminación de los países ricos. El 1% no sufre las externalidades del capitalismo.
Se habló del Protocolo de Kioto, sus plazos absurdos, irrealizables  y no funcionales. Se tocaron las demás soluciones falsas de los organismos internacionales:
Comercio de emisiones
Tope y trueque
Sistema de compensaciones
REED
Entre otros
Se abundó sobre la farsa que representa cada una de estas soluciones y sus absurdos: un monocultivo de árboles puede considerarse un bosque, la cotización en la bolsa de certificados de carbono, etc. Las comunidades indígenas, verdaderos guardabosques, son desplazadas.
Se dijo que existe una conexión holística de las cosas a nivel sistema: No podemos priorizar el componente social del sistema sobre el ambiental ni viceversa, ambos van de la mano (junto con otras cosas).
Se afirmó que los ancestros sí cuidaban la tierra.
Se habló de la factibilidad de crear redes de colaboración, de un proceso comunitario que sería al mismo tiempo un proceso espiritual (sic).
Se retomaron las soluciones falsas, y cómo estas son promovidas, además de los organismos internacionales, por las grandes naciones, las que más contaminan. Los “proyectos limpios” que  dan a los países el derecho de contaminar más, la geo ingeniería, entre otras, se suman a la lista de soluciones piratas para el cambio climático. El Banco Mundial, gran financiador de estas
Entonces, ¿cuáles son realmente las soluciones en energía limpia? ¿Cómo afectar menos?
Se habló de que las acciones que puedan surgir deben ir acompañadas de la información, a un 50% y 50%, respectivamente.
El verdadero “desarrollo sustentable” es la autogestión comunitaria, la organización comunitaria. Sustentabilidad=autonomía.
Se habló de los transgénicos, el caso de los organismos genéticamente modificados en la película de El mundo según Monsanto. ¿Qué me estoy comiendo si el tomate tiene genes de un pescado?. Se habló del maíz transgénico resistente al glifosato. Wall Mart es una de las empresas que están introduciendo masivamente al mercado vegetales gringos y transgénicos. La OMS alerta sobre los efectos de transgénicos en la masificación de alergias. La FAO permite que los monocultivos sean de árboles transgénicos. Severo peligro de polinización en cualquier planta transgénica.
Fundamental el consumo de los productos locales.

PROPUESTAS  CONCRETAS:
Modificar nuestros patrones de consumo, comprar sólo lo que queremos y como lo queremos.
De entre los 7 mil millones de personas, el 99%, como “ciudadanos del mundo” levantarnos en una verdadera revolución social en contra del 1% que tiene más del 40% de la riqueza y detentan el mismo porcentaje de la propiedad de la tierra. Sumar a la APJ a todos los movimientos globales del 99%; adherirla al Parlamento Mundial Ciudadano. La única forma de triunfar es unirnos todos los ciudadanos del mundo.
Desenmascarar a las supuestas “empresas verdes”. Difundir y señalar a los embusteros directamente en las calles, afuera de sus instalaciones: acción local.
Socializar masivamente los temas ecológicos y de cambio climático.
Retomar las luchas ecológicas locales anteriores; el Sindicato del Museo (¿cuál?) puede apoyar con sus instalaciones.
Realizar actividades el día mundial del medio ambiente.
Proyectar documentales en el andador de Chapultepec, aprovechar el gran flujo de personas que pasan por ahí para difundir.
Ir a las colonias.
Multiplicar los proyectos que ya están caminando: Azoteas Verdes, pero ejemplo.
Integrar temas ecológicos a las brigadas de arte callejero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: